MUJERES INSTRUMENTISTAS Y COMPOSITORAS EN EL JAZZ

 

Cuando se habla de mujeres en el jazz inmediatamente se piensa en grandes cantantes como Billie Holiday, Ella Fitzgerald o Sarah Vaughan, bien conocidas por el público en general e inmensamente admiradas por cualquier aficionado. Sin embargo, pocos han oído hablar de un notable número de instrumentistas, arreglistas, compositoras y líderes de bandas que dejaron una imborrable impronta en la historia de este género musical.

 

Las mujeres estuvieron ligadas al jazz desde el principio, pero lamentablemente sus logros no son tan apreciados como los de sus homólogos masculinos. La musicóloga Ingrid Monson señala que el piano, uno de los primeros instrumentos que las mujeres tocaron en el jazz, permitió a las artistas femeninas un cierto grado de aceptación social.

 

En los inicios de esta forma de expresión musical, las instrumentistas normalmente formaban parte de bandas integradas por mujeres o tocaban en grupos familiares. Introducirse en el mundo profesional fue, de hecho, una aventura muy difícil para ellas.

 

En esa época surgió una figura que brillaba con luz propia: la legendaria Mary Lou Williams. Debido a su enorme talento, fue considerada como "uno de los chicos". Sus habilidades armónicas y melódicas eran tan avanzadas que influyeron de forma evidente en muchos de los primeros gigantes del bebop, incluidos Dizzy Gillespie y Thelonious Monk.

 

Pero la aceptación de Mary Lou Williams como instrumentista, arreglista y compositora de jazz fue, lamentablemente, una excepción a la regla. Hubo muchas otras que fueron ignoradas o apenas recibieron la atención que merecían.

El prestigioso especialista musical Frank Tirro, en su libro Historia del jazz clásico (1993), expone la situación en los siguientes párrafos, absolutamente clarificadores:

 

“Las mujeres han tenido un papel de importancia en el jazz desde el primer momento; sin embargo, el estereotipo popular suele restringir la contribución femenina a la música vocal: las cantantes de blues clásico, las vocalistas femeninas de las eras del swing y el bebop y quizás alguna pianista ocasional.

 

Aunque las instrumentistas femeninas han obtenido logros de importancia, nunca les ha resultado fácil contar con el completo reconocimiento de los jazzmen masculinos, y ello por obstáculos muy similares a los que han definido la lucha por la igualdad de derechos en el mundo empresarial: las ideas victorianas acerca de cuál debe ser el lugar de una mujer, los miedos de origen puritano a que hombres y mujeres trabajen bajo un mismo techo, salgan de gira en común y actúen en horarios dudosos en locales de entretenimiento, la estereotipada atribución de los instrumentos de viento a los hombres y los instrumentos de cuerda a las “señoritas”, el miedo al desempleo entre los músicos varones cuando un grupo numeroso intenta acceder a lo que hasta la fecha ha sido una situación de monopolio, las viejas redes de amistad masculinas, la condición masculina de casi todos los agentes y propietarios de club, la actitud hostil, paternalista o ignorante de tantos críticos, etc. Por eso mismo resulta tan remarcable que numerosas mujeres hayan conseguido superar estos obstáculos para efectuar contribuciones de importancia a la historia del jazz.

 

Durante las dos primeras décadas del siglo XX, las profesionales negras del espectáculo consiguieron hacerse un lugar en el denominado circuito T.O.B.A. (Theater Owners' Booking Association), circuito compuesto por circos, carnavales, espectáculos ambulantes y teatros. Las estrellas de estos espectáculos -las cantantes de blues clásico Ma Rainey, Mamie Smith, Bessie Smith, Ida Cox, Ethel Waters, Alberta Hunter, Sippie Wallace y Victoria Spivey- gozan hoy de una consideración artística casi legendaria, pero lo cierto es que estas mujeres merecen un reconocimiento que va más allá de sus soberbias voces y sentido del espectáculo. Así, muchas de sus composiciones se han convertido en estándares del jazz.

 

A la vez, muchas de ellas contaron con acompañantes de excepción en sus primeras grabaciones: Louis Armstrong, Joe Smith, Sidney Bechet, Coleman Hawkins, Clarence Williams, James P. Johnson y tantos otros. Por si todo esto fuera poco, además facilitaron el ingreso de otras mujeres en la profesión musical. El papel de estas mujeres como compositoras y líderes de sus propias formaciones todavía no ha sido estudiado y valorado como se merece.

 

Siguiendo los pasos de estas cantantes, varias instrumentistas femeninas de talento comenzaron a destacar en el seno del jazz, iniciando así una tradición de presencia femenina en este campo. De algunas de ellas hoy sólo conocemos el nombre, pues nunca llegaron a visitar un Estudio de grabación.”

 


 

En este blog, se pretende mostrar y valorar la importante pero subestimada aportación de las mujeres al jazz instrumental.

 

Para ello, se ha seleccionado una muestra de inspiradas compositoras, arreglistas de impecable técnica, carismáticas líderes de bandas y, por supuesto, destacadas intérpretes de los más variados instrumentos. Además, algunas de ellas también cantaban maravillosamente.

 

A cada una se dedica una entrada que contiene una sinopsis de su vida y de su obra. Se completa la información con unos enlaces que permiten escuchar -y algunas veces también contemplar- sus históricas actuaciones, así como una breve indicación de temas y grabaciones que quizás puedan servir de ayuda al aficionado a este género musical.

 

La publicación de las entradas seguirá un orden cronológico de acuerdo con la fecha del nacimiento de cada artista.

 

Los datos utilizados provienen de la biblioteca y fonoteca propias, así como de aportaciones de esa caudalosa e inagotable fuente que es Internet.

 

FMR / 2019




Escribir comentario

Comentarios: 5
  • #1

    Alfonso.Blanco (domingo, 11 agosto 2019 23:39)

    Lo considero de sumo interés.
    ¿Hay algo más que esta entrada?

  • #2

    FMR (martes, 20 agosto 2019 07:58)

    Muchas gracias por acercarse a este sitio. Ya hemos publicado la primera de las entradas y, procuraremos ir publicando de forma regular, las siguientes, cada mes aproximadamente
    Un saludo

  • #3

    Chema DO (sábado, 31 agosto 2019 11:45)

    FMR...eres un maquina!!

  • #4

    FMR (miércoles, 04 septiembre 2019 11:39)

    Muchas gracias por su comentario. Intentamos aportar información y visiblidad a aquello que consideramos de interés.

  • #5

    PERE (sábado, 15 febrero 2020 10:05)

    Buenos y musicales días!!
    Os agradezco muchísimo esta web.Muy interesante y estimulante.
    Espero que continueis publicando más entradas!!
    Saludos jazzeros,
    Pere

clasicosdeljazz@gmail.com